Aprender para proteger: Inicia la formación en Derechos Humanos, ambientales y Campesinos

El 24 y 25 de septiembre, en la casa del Macizo en la ciudad de Popayán, se dio inició a la escuela de formación en Derechos Humanos para los procesos que hacen parte del Comité de Integración del Macizo Colombiano CIMA.

El objetivo general es realizar un proceso de formación en Derechos Humanos con enfoque generacional y de género que permita contribuir a forjar una cultura de paz y derechos humanos en los procesos organizativos del Comité de Integración del Macizo Colombiano.

Los alcances de los espacios de formación son: 1. Desarrollar capacidades en lideres y lideresas sociales del territorio para mejorar los procesos de incidencia política y la exigibilidad en los Derechos Humanos; 2. Cualificar los liderazgos sociales en temas de Derechos Humanos y autoprotección que permita continuar desarrollando acciones de cuidado y protección de la vida y el territorio; 3. Fortalecer pedagógica y orgánicamente los procesos regionales de Guardia Campesina Regional para proyectarla como acción de autoprotección colectiva e iniciativa de construcción de Paz en el territorios.

Para el coordinador pedagógico Wilder Meneses, la propuesta pedagógica se elaboró teniendo que el CIMA construyó en el año 1999 una visión autónoma para las comunidades del Macizo Colombiano. Una propuesta diferente que fuera construida desde el sentir-pensar campesino maciceño, donde uno de sus  mandatos es: Educación pertinente de acuerdo a los diversos contextos y una Educación por la defensa del territorio.

En este sentido, la propuesta pedagógica se construyó desde un enfoque de género, intergeneracional y de autoprotección teniendo en cuenta los acumulados de la organización del CIMA en la construcción de apuestas y ejercicios para la planificación y defensa del territorio como el Plan de Vida, Agua y Dignidad del cual se desprende el PLADEMACO y PLADAMASUR. Con esta iniciativa buscamos tejer un puente entre las apuestas de la organización y como estas se articulan con la defensa y exigibilidad de los Derechos Humanos.

En lo metodológico de la formación en DDHH se destaca la importancia de las escuelas itinerantes con el fin de reconocer el territorio, leer y analizar los diferentes contextos y fortalecer las capacidades de proponer rutas para la defensa y exigibilidad de derechos y del territorio. Asimismo, reconocer experiencias que se vienen gestando en el territorio en la defensa de los Derechos Humanos.

El primer Módulo “Introducción a los Derechos Humanos y la autoprotección en los procesos organizativos del Comité de Integración del Macizo Colombiano” dio a conocer de manera amplia aspectos generales sobre los Derechos Humanos en Colombia y en el marco de la declaración universal, de tal manera que se propicie fortalecer y actualizar los mecanismos de autoprotección de las comunidades.

Estos espacios de formación hacen parte del proyecto “Construcción de Paz territorial en el Macizo: Defender los Derechos Humanos, los bienes naturales, el territorio y la vida” financiado por el Fondo Noruego para los Derechos Humanos en Colombia